Miguel Angel Picó Pascual

  Hijo del compositor y editor Miguel Picó Biosca. Nació en Alcoy (Alicante). Tras finalizar sus estudios en la Universidad y en el CSM de Valencia, becado por el Ministerio de Asuntos Exteriores los amplia en el Conservatorio Superior de Música de Luxemburgo con Jean Claude Vanden Eyden y seguidamente en la Academia Liszt de Budapest con Peter Solymos (piano) y la violinista Agnes Molnar (música de cámara), discípula de Leo Weiner, con la que ha tocado en varias ocasiones. Con posterioridad, de manera privada, perfecciona su formación en Londres con Maria Curzio. Como pianista ha actuado en numerosos recitales, pero desde 2005 como consecuencia de una rara enfermedad se ha especializado en el repertorio para la mano izquierda. En este campo ha trabajado en varias vertientes, en primer lugar ha realizado diversas transcripciones de obras de Bach, Chopin, Marcial de Adalid, Wagner, J. Strauss (El danubio azul), R. Strauss, Scriabin y Martinu. Su pasión por Leopold Godowsky le ha llevado a trabajar su integral para mano izquierda, a investigar su breve estancia en Palma de Mallorca en 1929 y a recomponer los tres estudios de Chopin Op. 25 para mano izquierda que aquél perdiera en Viena en 1914. Asimismo ha transcrito para mano izquierda el resto de estudios de Chopin que aquél no completó en su monumental serie. Destacada es su transcripción de los 24 preludios Op. 28 de Chopin así como del primer concierto para piano y orquesta de dicho autor. Es inventor a su vez de un curioso aparato para la mano izquierda que puede que algún día conduzca a un sin fin de nuevas posibilidades en este terreno. Igualmente es el iniciador de una nueva postura para la interpretación de este tipo de repertorio. Frente a la «clásica» y la ultramoderna que adoptan algunos intérpretes actuales que es absolutamente desaconsejable, la innovadora propuesta desarrollada es, con todo, la más científica. Todo ello ha sido debidamente teorizado y registrado en un estudio todavía inédito.

   En el terreno musicológico es discípulo del notable musicólogo Rvdo. P. José López Calo S. J., ex director del Instituto Pontificio de Música Sacra del Vaticano, quien dirigió su tesis doctoral acerca del esteta valenciano del siglo XVIII José Antonio Eximeno, que recibió la máxima calificación, sobresaliente cum laude. Ha presentado ponencias y comunicaciones en varios congresos internacionales de musicología, música de tecla, historia y emblemática, e inquisición, y ha publicado varios libros de investigación y más de un centenar de artículos en revistas especializadas. Algunos de sus primeros trabajos de investigación fueron becados por la Diputación de Valencia, como el dedicado al estudio de la capilla de música de la colegiata de San Nicolás de Alicante durante el siglo XIX. Ha sido también colaborador del Diccionario de música española e hispanoamericana publicado por la SGAE. Entre su aportación al terreno musicológico destaca el estreno de la única obra profana escrita por San Francisco de Borja, la publicación del cancionero de los duques de Borgoña de la Biblioteca Real de Bélgica, de la opera omnia de los hermanos Ximénez Brufal -célebres violinistas valencianos del siglo XVIII-, el estudio de la música en el convento de San Bernardino de Sena de Bocairente (Valencia) en el siglo XVIII, el rescate y transcipción musical de una ópera inédita de Alessandro Scarlatti dedicada al conde de Concentaina, de los tres duos para violín y guitarra de F. Ferrandiere, de la obra para salterio de Vicente Adán y de la obra de música de cámara mallorquina más antigua conocida hasta la fecha (1821). Asímismo ha centrado especial atención a los estudios de género, sacando a la luz música de compositoras españolas de los siglos XVIII y XIX, incluídas la primera obra escrita por una mujer para orquesta, para banda, para voz y orquesta y para pianoforte, etc., trabajos pioneros que en su día fueron muy valorados por la Duquesa de Alba, a quien dedicó un libro al respecto, Sonidos en silencio. Música y mujeres en la España del siglo XIX. Una aproximación al estudio sobre las grandes olvidadas por la historiografía musical.  Su más reciente publicación en este campo aborda el estudio del talento adolescente femenino de compositoras españolas de finales del siglo XVIII y principios del siglo XIX, donde son presentadas diversas obras para piano de jóvenes menores de edad. Igualmente ha recopilado en su archivo numerosas obras para piano completamente desconocidas escritas por compositoras españolas durante el siglo XIX que hasta el día de hoy permanecen totalmente inéditas. Asimismo es autor de un tratado de paleografía musical en tres volúmenes y dos estudios acerca de la imprenta musical española desde finales del siglo XV hasta el siglo XIX, uno a nivel nacional y otro a nivel valenciano. 

   A su vez se ha dedicado también a la composición, campo en el que sobresale su obra sinfónica y operística, entre la que destacan cuatro sinfonias y diecinueve óperas, de las que es a su vez autor de los libretos. Todos ellos se caracterizan por presentar como transfondo una gran profundidad filosófica que pretende reflexionar acerca del mundo en el que nos hallamos sumergidos. La dedicataria de su ópera Ariadna, la duquesa de Fernandina, gran apasionada por el mundo operístico, ha escrito acerca de la misma:  «es de cuidado texto, sutil, diferente y secreta, sin ánimo de impacto externo y con un movil solo estético, algo muy apreciable». Sus últimas producciones en este campo, inspiradas en el nacionalsocialismo, son: Schwarze kapelle, Mein neuer Kampf, Gespräche mit dem Führer, Operación Grial y Diversión en Rechnitz, esta última para niños. Fruto de su incursión en el terreno de la ópera cómica, un campo al día de hoy totalmente abandonado y que se ha propuesto resucitar con la intención de que el público disfrute del humor que conllevan sus producciones, sin abandonar en ningún momento el contenido filosófico de las mismas, son: Las siete trompetas, El concurso Oarches y El Inri de Natzaret. En la actualidad trabaja en dos nuevas producciones, Ex umbra in solem y Nuevo orden.

   Como medievalista ha centrado su investigación en un cardenal valenciano que estuvo a punto de ser papa. La Facultad de Teología de Valencia publicó en 2015  El Cardenal Ferriz 1415-1478. Un valenciano clave en el gobierno papal del siglo XV. Sobre el mismo ha confeccionado un nuevo trabajo, totalmente ampliado: Pedro Onofre Ferriz, el cardenal valenciano del siglo XV que pudo ser papa. Su pasión por la historia eclesiástica le ha llevado a investigar en el Archivo General de Indias acerca de otros dos obispos contestanos de los siglos XVI y XVII.

   En esta web aparecen los dos proyectos completamente novedosos para banda que ha preparado: La prehistoria del pasodoble español (1818-1870), y Bandidas. Música para banda escrita por compositoras españolas del siglo XIX, así como parte de su producción para mano izquierda, a la que ha dedicado todo su esfuerzo durante sus últimos años. 

   Ha ejercido la docencia como profesor titular de piano en los Conservatorios Superiores de Alicante y Valencia. En la actualidad se dedica a estudiar, la pasión de su vida.